Jesús, no quiero abandonarte, antes bien, deseo dar testimonio de ti a los hombres. Quiero darte a conocer a quienes no han oído hablar de ti. Sé que no será fácil, porque el mundo odia los que te pertenecemos, pero “Tú has vencido al mundo”, y con esa confianza, quiero aventurarme en el anuncio de tu Persona. Catholic.net
gadgets para blogger

ACI prensa

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

La fe es garantía de lo que se espera; la prueba de las realidades que no se ven. http://la-oracion.com

lunes, 22 de junio de 2015

Dar




Tuve que hacer una diligencia en determinada oficina; se me hizo esperar breves minutos, pero no fueron perdidos para mí, pues tuve a mi vista en el escritorio y en particular una sencilla maderita, que ostentaba la siguiente leyenda que quiero sea tema de nuestra reflexión de hoy: 

"Una sonrisa no empobrece al que la ofrece y en cambio enriquece al que la recibe".

Me puse a pensar:
¡Qué fácil es dar, cuando se quiere!

No podemos dar dinero; pero todos podemos dar algo que incluso es mucho más valioso que el dinero.

Más aun, cuando damos dinero, siempre nos quedamos con algo menos de los que teníamos, por más que aumente en nosotros la bondad; pero es que cuando damos una sonrisa, no nos empobrecemos bajo ningún aspecto y sí enriquecemos a los demás.

Por último: no todos necesitan dinero, pero no todos esperan de nosotros dinero; pero todos, absolutamente todos necesitan y esperan de nosotros una sonrisa, una palabra bondadosa, un acto comprensivo, una actitud benévola.

Pasa tu vida sembrando, sí, sembrando tantas semillas fecundas de verdad y de bien; sembrando sonrisas que alivien al que sufre, y todos sufrimos de una u otra forma.

Padre Alfonso Milagro

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario, me alegra el alma

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...