Jesús, no quiero abandonarte, antes bien, deseo dar testimonio de ti a los hombres. Quiero darte a conocer a quienes no han oído hablar de ti. Sé que no será fácil, porque el mundo odia los que te pertenecemos, pero “Tú has vencido al mundo”, y con esa confianza, quiero aventurarme en el anuncio de tu Persona. Catholic.net
gadgets para blogger

ACI prensa

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

La fe es garantía de lo que se espera; la prueba de las realidades que no se ven. http://la-oracion.com

lunes, 27 de mayo de 2013

Hoy, ponte en las manos de Dios





Hoy amanece para ti un nuevo día,
y es como una resurrección,
ya que cada noche, cuando cierras tus ojos,
no sabes ciertamente si despertarás
para gozar de un nuevo día.

Hoy, al despertar, ponte en las manos de Dios,
y entrégale todo tu nuevo día.
Y mientras el sol te va regalando
la luz de un nuevo día, que llena
de claridad y hace nuevas todas las cosas,
piensa en Dios y confíale cada minuto,
cada una de tus horas, pidiéndole que Él

dirija tu pasos a través de este día. 



No dudes ni por un momento cuando sientas
que los problemas también despertaron contigo.
Él estará a tu lado y no permitirá que nada
te suceda; ten presente sus palabras:
“No se inquieten por su vida, pensando
qué van a comer o qué van a beber,
ni por su cuerpo, pensando con qué
se van a vestir. ¿No vale acaso más
la vida que la comida y el cuerpo
más que el vestido?”  (Mt 6, 24-25)



Si te sientes angustiado, viendo que todo
te supera y te sientes asediado por mil
fantasmas, ciertos o imaginarios,
no dudes ni por un instante, confíale
todo y ponte dócilmente en su manos.

Cuando no comprendas el porqué
de tantas cosas que diariamente te suceden;
cuando ya dudes hasta de tus propios amigos,
no vaciles, confíale todas tus cosas,
y no dudes que Él te guiará aún en medio
de las peores tormentas.

Cuando te sientas enfermo, agobiado,
ya sin fuerzas para enfrentar la vida,
ponte sin dudar en las manos de Dios
y confíale todos tus problemas,
ten confianza, que no quedarás defraudado.

“No se inquieten entonces, diciendo:
«¿Qué comeremos, qué beberemos,
o con qué nos vestiremos?»
Son los paganos los que van detrás
de estas cosas. El Padre que está en el cielo
sabe bien que ustedes las necesitan.” (Mt 6, 33)

Hoy expulsa de tu casa, de tu vida,
toda tristeza y toda melancolía;
abre tus ventanas, deja el sol radiante
del nuevo día, que hoy te da Dios,
te ilumine; ponte en sus manos y confía.

Miguel A. Osimani

celebrandolavida.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario, me alegra el alma

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...