Jesús, no quiero abandonarte, antes bien, deseo dar testimonio de ti a los hombres. Quiero darte a conocer a quienes no han oído hablar de ti. Sé que no será fácil, porque el mundo odia los que te pertenecemos, pero “Tú has vencido al mundo”, y con esa confianza, quiero aventurarme en el anuncio de tu Persona. Catholic.net
gadgets para blogger

ACI prensa

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

La fe es garantía de lo que se espera; la prueba de las realidades que no se ven. http://la-oracion.com

viernes, 2 de febrero de 2018

La obediencia es la mayor humildad



Consagrarse a Dios nunca es perder. Ni preocuparse de más. Preocuparte de más es asumir que Dios no sabe lo que está haciendo. Dame, Padre, el desprendimiento de corazón de María y de José y la alegría de Ana y de Simeón, porque a quien espera en fidelidad, Dios se hará el encontradizo. Nunca dejemos que nos maten a Dios en el alma. Antes, sacrifiquemos lo nuestro. María y José son Maestros de la espiritualidad de la ofrenda. Y de la Luz. Entregar lo nuestro nunca es perder. Es encontrar el sentido, la alegría, a Dios. CONSAGRARSE A DIOS ES OBEDECER. ES LO MISMO QUE AMAR. La obediencia es la mayor humildad. Es la santa candela que arde sin apagarse y que ilumina el camino a Dios para transitarlo con su Victoria. FELIZ JORNADA DE LA CANDELARIA, MIS BUENOS HERMANOS!

Enrique Álvarez Moro

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario, me alegra el alma

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...